La Técnica de la Alineación Coital: La mejor postura para llegar al orgasmo durante la penetración

La técnica de la alineación coital es una postura sexual muy parecida a la del misionero que facilita que las mujeres lleguen al orgasmo durante la penetración.

Cómo es la postura de la técnica de alineación coital

La técnica de la alineación coital o TAC consiste en estimular el clítoris con el roce al tiempo que se realiza la penetración con movimientos un poco diferentes a lo habitual.

La técnica de alineación coital es una pequeña variación a lo que se llama la posición del misionero, una de las posturas más denostada porque se considera aburrida o como falta de creatividad sexual. 

Después de leer este artículo con la explicación de qué esta técnica de posición coital, seguro que verás la posición del misionero con otros ojos. 

En el cine o en la literatura, los personajes siempre llegan al orgasmo a la vez. Pero en la vida real no es tan sencillo. El TAC fue una modificación inventada por el terapeuta Eduard Iches que consistía en demostrar que la mujer puede llegar al orgasmo femenino más fácilmente cuando se enfoca todo en estimular el clítoris porque la penetración de toda la vida se enfoca en estimular las paredes vaginales única y exclusivamente. 

¿Cómo tengo que hacer para practicar el TAC? 

La mujer se va a recostar, cerrar las piernas y ponerse un cojín debajo de la pelvis para que esta se sitúe un poquito elevada y el hombre debe apoyarse en sus codos y en su antebrazo. Las rodillas de él deben estar apoyadas en los muslos de la mujer y las caderas deben estar alineadas. 

De esta manera vamos a lograr una penetración más profunda porque vamos a ir de arriba abajo. Al principio os resultará complicado. Pero debemos ir buscando el punto. Cuando lleguéis a la perfección de esta técnica será cuando ella consiga mover también sus caderas para conseguir una penetración todavía mas profunda. 

¿Qué le sucede a la mujer cuando realiza esta técnica? 

Pues esta técnica es una garantía de que la punta del pene va a rozar el punto G y con la base del pene va a tener acceso directo sobre el clítoris, por eso la estimulación es mucho más intensa y esta es la verdadera técnica efectiva del misionero. 

Consejo: 

No os estreséis si no lo conseguís de buenas a primeras. No es una práctica sencilla. Debéis tener mucha paciencia pues no es una técnica para un rapidito sino que tenéis que hacerlo con tiempo. Eso sí, veréis cómo merece la pena.

Te puede interesar

4 posturas para un Halloween ardiente

4 posturas para un Halloween ardiente

Si eres de los que aprovechas fechas especiales para llevar a la práctica tus fantasías, Halloween es el mejor momento para animar las cosas y experimentar por ejemplo, con 4 posturas que nunca habrías imaginado. 1. El hombre lobo  Con esta postura la diversión...

Las 6 mejores posturas para sexo anal

Las 6 mejores posturas para sexo anal

¿Buscas inspiración para experimentar cosas nuevas con tu pareja? Deja de lado los tabús, si quieres sentir nuevas experiencias has de probar cosas nuevas. ¿Qué te parece probar nuevas emociones con el sexo anal? A continuación, hemos reunido las mejores...

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *